Saltar al contenido

Síntomas De Un Embarazo

¿Cuándo, cómo y dónde empiezan a aparecer los primeros síntomas de un embarazo? ¿Se puede padecer estos síntomas tan específicos sin estar embarazada?

¿Qué es lo que está detrás de un embarazo en realidad? Si tus dudas recurrentes son de esta índole, entonces has llegado al sitio correcto para que estas sean aclaradas.

Quédate justo aquí y descubre lo que hace realmente único al acto de dar a luz.

Para una mujer, el embarazo es un proceso natural que consiste en concebir dentro de sí a una nueva vida. Suele durar un período de 9 meses, donde la madre padece toda clase de cambios dentro de su cuerpo.

Conócelos todos y averigua que tan bien o que tan mal puedes llegar a sentirte a continuación. ¿¡Qué esperas!?

Los síntomas iniciales de un embarazo

Antes de citar los síntomas más comunes, debes de saber que los mismos suelen variar entre mujeres. Ten presente que cada organismo funciona de manera diferente al otro, trayendo consigo características diferentes.

¡Lo mismo aplica para los síntomas! Por tanto, no tomes lo que estás a punto de leer como una verdad absoluta. ¡Puede que no tengas estos síntomas y aun así estar embarazada!

síntomas de un embarazo

Dicho esto, se debe comenzar este listado de síntomas con los primeros que se pueden percibir fácilmente. Estos primeros síntomas son:

  1. Pérdida total de la menstruación: Este síntoma también se conoce como amenorrea y es el más común de todos. Como sabrás, cuando el óvulo que expulsa la mujer es fecundado, este se implanta en el endometrio en pocos días. De allí pasa a anidar lo que se conoce como embrión, primer vestigio de vida en el cuerpo femenino. Si esto no ocurre, el endometrio se desase y produce el respectivo sangrado femenino. ¡Es por ello que la ausencia de sangrado es síntoma clave del embarazo!
  2. Pechos sensibles: Otro de esos síntomas de embarazadas que suelen aparecer con constante cotidianidad. En el embarazo, el cuerpo femenino empieza a segregar progesterona por doquier. Dicha hormona empieza a alterar las glándulas mamarias, propiciando el desarrollo de los conductos de leche. ¡Cosa que puede ocasionar la sensibilidad extrema en los pezones!
  3. Vómitos y nauseas excesivas: Aunque sea muy común, es el síntoma más variable cuando de embarazo se trata. ¡Algunas pueden padecerlo y otras no! La responsable de las náuseas no es más que la hormona encargada de preparar tu cuerpo para el embarazo. Esta misma, hace estragos en tu cuerpo, ocasionando nauseas, salivación excesiva y ganas perennes de vomitar. ¡Este síntoma suele desaparecer al cuarto mes de embarazo!
  4. Repulsión repentina a ciertos olores y alimentos: Al aumentar el estrógeno en el cuerpo, aumenta consigo la sensibilidad a los olores. Ello ocasiona que se haga mucho más repulsivo un alimento en particular. ¿Cuál es el alimento más repulsivo para una embarazada? Pues, realmente no podría definirse a ciencia cierta. ¡Eso depende ya de cada mujer embarazada!
  5. Cansancio excesivo: Finalmente, tenemos este síntoma común del embarazo que no puede faltar. El cansancio es uno de los factores que mejor denotan el embarazo ya que el mismo no suele ser normal. Querer dormir todo el día repentinamente o no poder rendir tanto como antes, pueden ser motivados por el embarazo. ¡Todo porque el cuerpo se está preparando para albergar una nueva vida!

En términos generales, estos son todos los primeros síntomas que una embarazada puede llegar a sentir. Esto, al menos, entre los primeros 4 meses de embarazo, donde todavía puede albergarse dudas relacionadas a si se está embarazada o no. Si padeces todos estos síntomas, acude a un médico inmediatamente. ¡Puede que estés embarazada!

Síntomas después del cuarto mes de embarazo

A medida que el embarazo va a avanzando, van creciendo consigo los diferentes síntomas a padecer. Ya se conocen los síntomas generales del embarazo antes de los tres meses del mismo. Ahora, conocerás los más comunes del segundo trimestre de embarazo. Comencemos:

  1. Hinchazón en el vientre: Síntoma casi obligatorio a aparecer después del primer trimestre de embarazo. El embrión dentro de ti para a convertirse en feto y por tanto, pasa a crecer desmesuradamente. Como consecuencia de ello, tu vientre va a verse mucho más abultado de lo que debería. ¡Y seguirá creciendo por supuesto! El abdomen también tiende a hincharse como consecuencia del embarazo. Esto, para que el cuerpo pueda soportar el crecimiento uterino.
  2. Fatiga excesiva y sueño desmesurado: Del cansancio mencionado deriva este síntoma del embarazo. No importa si no te mueves mucho en el día, aun así sentirás que la energía te falta. Ello se debe a que las hormonas siguen su proceso de adaptación corporal para poder dar a luz.
  3. Orinar con frecuencia: Uno de los síntomas de las embarazadas que muchas suelen ignorar. El cuerpo está en una continua tensión y relajación como parte del proceso de preparación para el alumbramiento. Ello hace que la vejiga se relaje con mucha más frecuencia, haciendo de la retención de orina algo casi imposible. Si vas con más frecuencia de la normal al baño, ¡puede que venga alguien en camino!
  4. Dolor en la espalda: Ya es momento de que el peso extra empiece a sentirse por todo el cuerpo. Usualmente este dolor comienza en la zona lumbar y suele extenderse por toda la espalda. Es un síntoma muy normal que suele verse combatido grandiosamente por la progesterona. ¡Esta hormona relaja y tensa todos tus músculos para que no sufras tanto por la nueva vida que está creciendo!
  5. Cambios de humor drásticos: Un síntoma que no puede faltar en una mujer que está embarazada. De nuevo, las hormonas tratan de acomodar todo para que el cuerpo pueda albergar al feto. Ello ocasiona que el cerebro se vea afectado también, haciendo que la mujer esté más o menos sensible aleatoriamente. Puede que ahora estés más emotiva de lo normal, ¡culpa al embarazo por ello!
  6. Vértigo: El síntoma que suelen representar constantemente en películas y series cuando alguien está embarazada. El vértigo suele deberse a la baja de presión arterial que una embarazada puede padecer. Ello suele traer consigo baja de azúcar en la sangre y a su vez, aumento en la frecuencia respiratoria. ¡Esto es lo que causa el vértigo!
  7. Aumento en la frecuencia de gases intestinales: Uno de los síntomas más embarazosos y comunes para una embarazada. Tu organismo, está acoplándose a este nuevo proceso hormonal y por tanto, tanto eructos como gases son cotidianos. ¡Que no te de pena eructar o soltarte gases si estás embarazada!

Como puedes apreciar, la presencia de una pequeña vida creciendo en la mujer no pasa desapercibida tan fácilmente. Si se presta la debida atención al cuerpo, podrá determinarse si realmente se está embarazada o no. Aunque lo más recomendable para saber si estás embarazada es realizarte un test de embarazo, ya que las pruebas caseras para saber si estás embarazada no son tan fiables.

A estos síntomas también puede agregarse los fuertes dolores de cabeza que suelen acompañar el embarazo. Los mismos, pueden deberse no solo a los cambios hormonales sino al estrés relacionado al embarazo. Para este caso, solo se recomienda relajarse y tratar de llevar un embarazo ordinario. ¡La clave de que todo salga bien es la relajación!

Síntomas poco comunes en la embarazada

¿Existen síntomas fuera de lo común en el embarazo? ¡Por supuesto que sí! Entre esos síntomas se pueden encontrar:

  • Acné, puntos negros y espinillas: Las hormonas siguen haciendo estragos en tu cuerpo como consecuencia del embarazo. Por ello, puede que estas afecten a su vez al acné de tu rostro. Es un síntoma poco común pero bastante valido cuando se trata de síntomas póstumos a los 3 meses de embarazo.
  • Temperatura basal alta: Dicha temperatura es la que tienes los primeros momentos de la mañana. Si estás realmente caliente por la mañana y no tienes fiebre ni gripe, puede que estés embarazada. Sin embargo, este síntoma de embarazadas suele ser difícil de determinar. Solo alguien que realmente conozca su cuerpo puede tomar en serio esta señal de embarazo. Después de todo, ¡puede que te hayas resfriado mientras dormías!
  • Estreñimiento: La concentración excesiva de progesterona en el cuerpo, puede que afecte a tu intestino. La misma, hace que se ralentice y que, por tanto, no funcione como debería. Puedes mejorar este síntoma consumiendo bastante cantidad de frutas y verduras.
  • Cloasma del embarazo: Son unas pequeñas manchas que aparecen en la piel debido al aumento de estrógeno y progesterona.
  • Contracciones de Braxton Hicks: son las llamadas “contracciones falsas” de preparación al parto. A parecen a partir del sexto mes de embarazo.

El embarazo es uno de los aspectos naturales que traen más cambios inmediatos en el cuerpo de una persona. Las mujeres embarazadas pasan por un arduo proceso biológico para que una nueva vida nazca a este mundo. Por esto en particular es que suelen padecerse todos estos síntomas, sean comunes o no. ¡Ahora lo sabes!

Acude ante un profesional para chequearte correctamente y determinar si realmente estás embarazada. Las palabras y las pruebas de embarazo que un experto pueda hacerte son más que suficientes para salir de dudas. ¡No confíes en estos síntomas a un 100% si no sabes si estás por ser mamá!

Recuerda siempre mantenerte totalmente chequeada y al tanto de todo lo que pasa por tu cuerpo. De ti depende cuidarte y, en dado caso de estar embarazada, reducir tanto como sea posible estos síntomas mencionados. ¡Que no se te olvide esto!

Otras secciones que te pueden interesar

Embarazo semana a semana Embarazo mes a mes Complicaciones del embarazo Exámenes médicos El Parto